Recursos Educativos Abiertos: la cultura de la participación en la educación

 

El término “Recursos Educativos Abiertos” –en inglés, Open Educational Resources (OER)- fue acuñado en 2002 por la Unesco. Anteriormente se utilizaba el término “Contenido de Código Abierto”(Wiley, 1998) refiriéndose con este término al software de código abierto. Los REA son todos aquellos recursos que pueden utilizarse en la educación y el aprendizaje de manera gratuita (Unesco 2002). Según la UNESCO “Los recursos educativos de libre acceso proporcionan una oportunidad estratégica para mejorar la calidad de la educación y para facilitar el diálogo sobre políticas, el intercambio de conocimientos y el aumento de capacidades”.

Hoy por hoy, las necesidades de la sociedad de la información y de la comunicación obligan la transformación de la educación hacía una preparación del alumnado para “aprender a aprender”, o sea, dejar de lado la recepción estéril de informaciones y adaptar un comportamiento crítico hacía los retos que le ofrece la vida moderna. Los alumnos deben aprender ser creadores de información, de conocimiento, y de los recursos culturales que se comparten en la red y tal como lo ha señalado Henry Jenkins, “afrontar los retos de la cultura participativa”.

Es verdad que hasta hace poco tiempo, la información quedaba reservada para su uso exclusivo de cierta élite que disponía de recursos para pagar por ella. Afortunadamente, durante los últimos años, esto ha cambiado e Internet se ha transformado en una herramienta plenamente útil para la educación. Su objetivo es poder llegar hasta las partes más alejadas del mundo y que tengan acceso a estas informaciones, el máximo número de lectores posible. Además, con la Web 2.0 y la Web Social, cualquiera puede escribir un comentario en cualquier artículo o ensayo, promoverlo en su propia red de seguidores, publicar su propio libro de manera gratuita, sin el empleo de algún tipo de software especializado de edición, etc. El resultado de esta evolución tiene bastantes puntos positivos, como por ejemplo bastantes diferentes fuentes de información, diferentes puntos de vista, bastantes oportunidades de aprendizaje.

El uso de los REA es muy importante ya que favorecen la igualdad de oportunidades educativas, la comunicación horizontal, la creación conjunta del conocimiento a través del uso de las tecnologías. Además, cada individuo puede aprender a niveles especializados, desde cualquier parte del mundo, en los horarios que mejor le convienen y de forma gratuita. También puede compartir y mejorar los materiales de aprendizaje, siempre y cuando tenga la posibilidad de conectarse a internet desde cualquier dispositivo móvil.

Con el uso de los RAE, cambian muchas cosas en los procesos de la enseñanza- aprendizaje. El cambio más importante se observa en el juego de roles. El libro pierde su rol de fuente primordial del conocimiento, y el profesor cambia de transmisor de información a facilitador del aprendizaje. Por consiguiente, el alumno deja ya de ser un simple receptor de la información obsoleta y pasa a ser creador de materiales abiertos, compartidos y gratuitos.

Los avances de la tecnología han conducido en el nacimiento de una “tentación” cultural, que Henry Jenkins denomina como “cultura de la participación”. Cada persona puede publicar diferentes productos culturales y difundirlas a través de las redes sociales  y dejar de ser utilizados como recursos educativos abiertos, disponibles para todos.  Estos productos culturales tienen una importancia muy significativa en el aula de la lengua extranjera ya que, esto es un contacto con los materiales culturales auténticos.

El profesor Alfonso Gutiérrez Martin, en el MOOC de EcoLearning cita a Henry Jenkins, fundador y director del Comparative Media Studies Program en el Massachusetts Institute of Technology (MIT), hoy profesor de Communicación, Periodismo, y de Artes Cinematicas en la Universidad del Sur de California, que dice que la mayoría de los jóvenes son partícipes de esta cultura global de cuatro formas básicas:

  • Afiliaciones o pertenencia a comunidades virtuales o redes sociales.
  • Creaciones o productos digitales resultado de la libre expresión, y manipulación de otros ya existentes, como fan fiction, zines, mash-ups, etc.
  • Resolución de problemas de forma colaborativa, en equipos más o menos formales que completan tareas y construyen conjuntamente el conocimiento, como es el caso de la Wikipedia
  • Puesta en circulación de contenidos a través de podcasting, Youtube, el blogging, etc., así como creando nuevos canales. (Recursos Educativos Abiertos – MOOC EcoLearning.eu)

Tal como describen Adolfo Plasencia y Natalia Navas en el capítulo: MOOCs, the Flipped Classroom, and Khan Academy Practices: The Implications of Augmented Learning, del libro Innovation and Teaching Technologies (2014), Henry Jenkins piensa que es imprescindible, preparar a los individuos para beneficiarse del aprendizaje de una manera que les permita participar plenamente en el entorno público, la comunidad creativa global y la vida económica en un futuro, dominado por la cultura de los nuevos medios (New Media Culture). Las destrezas que se deben adquirir para enfrentar este futuro inmediato de forma “ubicua” son las siguientes once:

  • Play/Jugar/Participar > experimentar con lo que nos rodea como una forma de resolución de problemas.
  • Performance/Actuación> adoptar identidades alternativas para el propósito de la improvisación y el descubrimiento.
  • Simulación> interpretar y construir modelos dinámicos de los procesos digitales en la vida y el mundo real.
  • Apropiación> probar distintos significados y remezclar contenidos de los medios digitales.
  • Multitasking/Multitarea/Multifunción> explorar el propio entorno y el cambio de enfoque según sea necesario para detalles significativos.
  • Cognición Distribuida> interactuar de manera significativa con las herramientas que amplían capacidades mentales.
  • Inteligencia Colectiva> compartir conocimientos y comparar ideas con otros hacia una meta común.
  • Judgement/Análisis objetivo> evaluar la fiabilidad y credibilidad de la información diferente fuentes.
  • Navegación Transmedia> seguir con certeza el flujo de las noticias e informaciones a través de múltiples modalidades y medios digitales.
  • Networking/trabajo en red> la capacidad de buscar, sintetizar y difundir información.
  • Negociación> la capacidad de viajar a través de las diversas comunidades, discernir y respetar múltiples perspectivas, avanzar siguiendo normas alternativas.

La red se ha convertido en un lugar de encuentro de los recursos educativos abiertos, los cuales se pueden integrar o incluso reemplazar los programas educativos tradicionales. Se ha formado una comunidad global que integra la inteligencia colectiva superando los límites geográficos y de tiempo.

“El compromiso con los REA puede implicar un pequeño retoque. Los docentes deben ser alentados a buscar abiertos, a crear nuevos materiales educativos (de recursos CC u otros REA), y hacer referencias a todos los demás recursos en sus materiales de enseñanza, tales como imágenes, podcasts y vídeos y cualquier otro que puede ser utilizado bajo una licencia CC en la web 2.0 ” (GEES informe final del proyecto) .

Los REA aspiran permitir un acceso abierto a los recursos de la educación de alta calidad en nivel global. Desde hace unos años se están desarrollando grandes iniciativas basadas en instituciones educativas, reconocidas por todo el mundo, apoyando a varias y diferentes actividades y un gran número de programas educativos.

De acuerdo con la Organisation for Economic Co-operation and Development (OECD) en 2007, había más de 3000 cursos de acceso abierto disponibles, en más de 300 universidades de todo el mundo (Mc Gill, 2013):

  • En los Estados Unidos, se han puesto a la disposición pública, recursos de miles de proyectos basados en programas universitarios tales como el MIT OpenCourseWare y el proyecto Connexions de la Universidad de Rice.
  • En China, materiales educativos de 750 cursos se han hecho disponibles por 222 universidades miembros del programa Open Resources for Education CORE.
  • En Japón, se ha dado acceso al público a los recursos de más de 400 cursos de 19 universidades miembros del programa Japanese OCW Consortium.
  • En Francia, se han creado 800 recursos educativos de alrededor de 100 entidades educativas, a disposición pública, por las 11 universidades miembros del proyecto OCW ParisTech.
  • En Irlanda, las universidades reciben fondos del gobierno para construir repositorios institucionales de acceso abierto y desarrollar un servicio estatal de investigación en un portal nacional http://www.irel-open.ie/.
  • En el Reino Unido, la Open University ha lanzado una gama de sus materiales de enseñanza a distancia a través del proyecto OpenLearn y más de 80 proyectos UKOER han hecho públicos sus recursos (a través de Jorum), que se utilizan para apoyar la enseñanza en las instituciones y en amplia gama de áreas temáticas.

Stephen Downes presenta este panorama  de lo que son los recursos educativos abiertos en Slideshare en una presentación bajo el título Open Education: Projects and Potential[1]

 

[1] Open Education: Projects and Potential Stephen Downes ECOO Richmond Hill November 12, 2009

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s